21 de febrero de 2024

El Acuerdo de Cese el Fuego Nacional Bilateral y Temporal firmado entre el Gobierno colombiano y el Ejército de Liberación Nacional, se hizo con el propósito de reducir la intensidad del conflicto armado para generar un ambiente favorable a la construcción de escenarios que permitan la Participación de la Sociedad en la búsqueda de salidas para un país en Paz con justicia social.

Pero la realidad evidencia que está en curso un plan para facilitar el avance del paramilitarismo y de los grupos de las Ex-Farc, que participan en el plan contrainsurgente, atacando las áreas en observación del Mecanismo de Monitoreo y Verificación –MMV- del cese el fuego.

En el desarrollo de dicho plan las Fuerzas Armadas del Estado realizan movimientos de tropas acompañando a paramilitares y grupos de las Ex-Farc en los ataques contra el ELN y a las comunidades de dichas regiones.

Días antes de la masacre paramilitar en San Pablo, municipio de Cáceres, Antioquia, el Ejército Nacional realizó movimientos en el área para facilitar la incursión desde la noche del 23 de agosto. Nada hizo el Ejército para impedirlo, como tampoco para perseguirlos, y luego se quedó en el sitio para atemorizar a la población. De igual manera aconteció en Palmachica, municipio de Santa Rosa del Sur, Bolívar, pues desde el 15 de agosto se realizaron constantes sobrevuelos de aviones y helicópteros del Ejército Nacional en el área, para direccionar y facilitar la incursión paramilitar el 27 de agosto, que se extendió hasta el día 31, donde la Fuerza Pública los dejó actuar a sus anchas contra las comunidades.

El 3 de septiembre, unidades guerrilleras del ELN fueron atacadas en Siberia, municipio de Puerto Rondón, Arauca, por una coordinación del Ejército Nacional con el grupo Ex-Farc de Antonio Medina. Existe un plan contrainsurgente donde los grupos de ex-Farc están articulados a la inteligencia militar del Estado, como es el caso del 33 Frente del Catatumbo que está enviando personal de inteligencia y unidades de refuerzo al departamento de Arauca.

Otro tanto acontece en varias regiones del país, pues en la misma lógica contrainsurgente, siendo el paramilitarismo funcional a las políticas del Estado, las acciones de la Fuerza Pública en coordinación con él son violaciones del Gobierno al Cese el Fuego en Curso.

Lo anotado anteriormente está soportado con pruebas que serán presentadas al Mecanismo de Monitoreo y Verificación del Cese el Fuego y a la Mesa de Diálogos de manera formal.

¡Colombia… para los trabajadores!

¡Ni un paso atrás… liberación o muerte!

Comando Central

Ejército de Liberación Nacional

Montañas de Colombia

8 de septiembre 2023

1 comentario en «LAS FUERZAS ARMADAS ATACAN LOS ACUERDOS DE LA MESA DE DIÁLOGOS»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *